[Parque Warner] El ajuste de costes ha permitido obtener beneficios por primera vez

Una entrevista de hace dos meses al exdirector de Parque Warner:

“El ajuste de costes en el Parque Warner nos ha permitido tener beneficios por primera vez”

Juan José de Torres, director general Parque Warner Madrid, apuesta por la flexibilidad para ajustarse a la demanda.

Carmen Porras

Se acaba de iniciar la octava temporada del Parque Warner Madrid, la tercera bajo la gestión de Parques Reunidos. Su director general, Juan José de Torres, ha impulsado una serie de políticas flexibles para hacer frente a la actual coyuntura.

¿Cómo ha sido el ejercicio 2008 para el parque?

Hemos recibido 1,1 millones de visitantes, con muy buen resultado, el mejor de Parque Warner en toda su historia, aunque no puedo precisar las cifras porque todavía no están aprobadas las cuentas. Hemos ajustado muy bien los costes, no han caído los ingresos y el parque se ha situado, por primera vez, en una posición de beneficio.

¿Cómo se consigue este objetivo con la que está cayendo?

El ejercicio 2008 estuvo ya afectado por la crisis, y lo que hemos hecho es adaptarnos a esta situación con cambios en las políticas promocional y comercial.

Cuando me incorporé a la empresa, hace dos años, se seguía un modelo de gestión no muy rentable, con unos objetivos que no eran de una empresa de mercado. Sin embargo, Parques Reunidos apuesta por la rentabilidad como el único modo de reinvertir. Así, en los dos últimos años hemos incorporado nuevas atracciones, que suponen fuertes inversiones. Es decir, nuestra postura contra la crisis no es pasiva, ni siquiera defensiva, es de ataque. La atacamos generando novedades. Si el producto es caro, nuestra política promocional se flexibiliza. La última novedad es el segundo día gratis. El visitante tiene dos días por uno y esto tiene dos efectos: por un lado, atrae a más clientes, y, por otro, al estar dos jornadas, el consumo en los establecimientos es mayor. Son dos efectos que consiguen que los ingresos crezcan o al menos se mantengan.

¿Qué otras estrategias incluye la política comercial?

Acaba de salir un superbono Parques Reunidos, que incluye a nuestro centro y que da acceso a todos los parques de Madrid y a los acuáticos. Esto es otra forma de incorporar nuevos clientes en una época en la que el consumo se retrae. Aunque la crisis nos afecta, hay un punto de equilibrio donde podemos conseguir que los visitantes lleguen. Al instalarnos en un modelo flexible, podemos acomodarnos a la nueva demanda.

Cada año incorporan nuevas atracciones. ¿El parque tiene extensión para seguir creciendo?

Sí, tiene espacio para crecer en atracciones y para albergar las nuevas infraestructuras proyectadas. Si hubiera un par de hoteles al lado, se incrementaría el número de visitantes. Los centros comerciales, deportivos y otras instalaciones que se establecerán en las proximidades del parque contribuirán a que esté más cerca de muchos más visitantes.

¿Cómo van estos proyectos?

Lo desconozco porque no es una inversión de Parque Warner. No sé si el proyecto está parado por la crisis, pero se hará.

¿El número de visitantes extranjeros sigue siendo minoritario?

Estamos posicionados en el cliente nacional sin descartar en el futuro ampliar esa oferta. El visitante extranjero supone el 5% de los usuarios, el resto son nacionales. Cerca del 60% es de fuera de Madrid, principalmente de Andalucía, Castilla-La Mancha, Comunidad Valenciana y Castilla y León.

Parques Reunidos ha adquirido centros de ocio en varios países. ¿Qué aporta esta estrategia?

De cara a la crisis y a alcanzar una determinada cuota de mercado, es una ventaja vivir instalado en un grupo tan amplio como Parques Reunidos. Tenemos presencia de imagen en todos los parques del mundo que gestiona. Incluso los titulares de abonos de esos parques vienen gratuitamente a nuestro centro y los de éste van a los de Parques Reunidos en otros países.

A la espera del desarrollo inmobiliario para su consolidación

Tras seis años al frente del Oceanográfico de Valencia, Juan José de Torres dirige el Parque Warner Madrid desde hace dos años, tras el cambio de gestores y propietarios.

Inaugurado en 2002, este centro de ocio fue impulsado por la Comunidad de Madrid, propietaria del 43,6% del capital hasta noviembre de 2006, momento en que decidió dar entrada a nuevos accionistas. El ex presidente y fundador de Fadesa, Manuel Jove, se convirtió entonces en el primer inversor, a través de su sociedad Inveravante, con el 73,8% de las acciones. El empresario valoró entonces el parque en 60 millones de euros. El resto del capital se distribuye entre Caja Madrid, con el 21,82%, y El Corte Inglés, con el 4,36%.

Junto al parque está previsto un gran desarrollo inmobiliario que permitirá la construcción de hoteles y centros comerciales, que se espera sean el definitivo impulso para el centro.

Fuente: La Gaceta de los negocios

You may also like...

Leave a Reply

Your email address will not be published.